Home » Ánimo » Una abuela conforme al corazón de Dios

Una abuela conforme al corazón de Dios

¿Tienes el privilegio de ser abuela? ¡Qué preciosa bendición!

Dale gracias a Dios porque ha extendido Su misericordia y te ha dado un día más de vida. Alinea tu voluntad con la voluntad de Dios y emociónate de servirle. Pídele al Espíritu Santo que te guíe.

¡Tú puedes inspirar a las generaciones a seguir los pasos de Jesucristo, y ayudarles a descubrir y seguir el llamado del Señor!

Abuela que inspira

¡Tú eres la persona adecuada para semejante tarea!

Fragante aroma de Cristo eres para Dios entre los que se salvan… Olor de vida para vida… Con sinceridad, como de parte de Dios y delante de Dios habla en Cristo. (2Corintios 2:15-16)

Tienes la oportunidad y el privilegio de orar e interceder por tus hijos, tus nietos, sus amistades, y las siguientes generaciones.

Por medio de la restitución en Cristo, el quebrantamiento de tiempos pasados libera un olor fragante a tus oraciones y a tu toque cálido y delicado, añadiendo alegría a tus años.

Dios quiere seguir fortaleciéndote y animándote a “continuar continuando” y que busques de Su sabiduría y te nutras de Él. Ahora que tienes la edad y la libertad de prescindir de tantas otras distracciones de la vida.

“Te repito: sé fuerte y valiente. No tengas miedo ni te desanimes porque el SEÑOR tu Dios estará contigo donde quiera que vayas” {Josué 1:9}

Tan sólo eleva tu adoración, tus oraciones y tu clamor, con temor reverente al Señor, elevando olor fragante.

“Con todo yo me alegraré en el Señor, me regocijaré en el Dios de mi salvación. El Señor Dios es mi fortaleza; Él ha hecho mis pies como los de las ciervas, y por las alturas me hace caminar.”{Habacuc 3:18-19}

Acuérdate de Ana ¡tenía 84 años! (Lucas 2:36-38), quien pasaba el tiempo orando en el templo, hablando con Dios y Dios con ella, entonces, cuando ella vio a Jesús siendo solamente un niño, pudo ver el potencial en Él, vio su llamado, vio su destino, Dios mismo se lo reveló y ella comenzó a alabar a Dios y hablaba de Jesús a todos los que esperaban la redención, el rescate y la liberación.

El tiempo ha llegado, busca al Señor y pídele que te permita ver el potencial en los niños, en los jovencitos y en los adultos jóvenes, para servirle a Él nutriéndolos, cultivándolos y también como Ana, puedes hablarles de Jesús a todos los que ahora están esperando la salvación, la redención, el rescate y la liberación.

“¡Levántate, resplandece! ¡Tu luz ha llegado! ¡Ya la gloria del Señor brilla sobre ti!” {Isaías 60:1}

Como una abuela conforme al corazón de Dios, puedes hablar vida a los corazones de los niños, a los ministerios de niños, estás en posición de bendecir e interceder, es una unción de crianza en amor y ternura.

Como abuela conforme al corazón de Dios, puedes apoyar a las madres que están criando, reforzar a los ministerios que están siendo dados a luz.

Como abuela conforme al corazón de Dios, tienes la libertad de bendecir sin cargar con la responsabilidad completa de criar y forjar, sino afirmando y consolidando.

¿Cómo pudo Ana ver la verdadera identidad de Jesús, aun cuando era solamente un niño? Mediante la oración ella tenía una sensibilización continua de la presencia de Dios.

La oración era el diálogo íntimo entre ella y Dios, su Compañero fiel y constante que la conoció en la oración y le dijo sus secretos (Lucas 8:10) debido a su estrecha relación, pues ella tuvo el privilegio de entender la verdad que no se había dado a conocer sobre el reino de Dios.

Así que si tú eres una abuela conforme al corazón de Dios, el mundo necesita de ti, de tu amor, de tu toque cálido y delicado, de tus oraciones, de tu intercesión y tu clamor con temor reverente al Señor.

Dios en Su Palabra dice:

No temas, porque yo estoy contigo; no te desalientes, porque yo soy tu Dios. Te fortaleceré, ciertamente te ayudaré, sí, te sostendré con la diestra de mi justicia. Porque yo soy el SEÑOR tu Dios, que sostiene tu diestra, que te dice: “No temas, yo te ayudaré”.{Isaías 41:10,13}

Porque el Espíritu que Dios nos ha dado no nos hace cobardes, sino que él es para nosotros fuente de poder, amor y buen juicio. {2Timoteo 1:7}

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s